martes, 25 de diciembre de 2012

Feliz Navidad.. sin hambre en el alma … !!!

cambios - gandhi

FELIZ NAVIDAD !!! Hoy es 25 de diciembre 2012 !!! Ya nos queda poquitico para culminar este año de tantos aprendizajes Y NO SE ACABÓ EL MUNDO EL 21 DE DICIEMBRE !!! así que para quienes se endeudaron, comieron y bebieron como locos pues... ahora.. a pagar, a depurarse, a "desenratonarse" y a hacer dieta !!!

Vamos que un poquito de humor a medio día no nos cae mal.

Anoche durante la cena navideña, la conversación tocó muchos temas interesantes. Al final, faltando unos minutos para las 12 de la noche, hicimos el encendido de velas para pedir nuestros deseos. Cada quien tenía su mega lista y sus velitas. Y las mías, eran velitas flotantes puestas en un boll de vidrio. 
Para mi, tanto el cristal como el vidrio representan el cómo es uno: Frágil y fuerte a la vez, hecho de cosas que se empañan pero que pueden limpiarse con esas acciones que podemos realizar y que nos hacen mejores.

Las velas, reflejan la luz que ilumina y el fuego que calienta el alma. Un alma fría es un alma muerta. Un alma con miedo, está destinada a no avanzar hasta tanto asuma sus retos. Un alma en silencio pero clamando en su interior, es un alma triste...

Durante el encendido y petición de deseos, mi lista como siempre fue enorme. Cada año crece tanto por mi como por esas personas que de muchas maneras cruzan mi línea de vida, por esas personas que ya no están, por las que si y por las que certeramente, estarán.

Mis deseos suelen pasearse por la salud, por la humildad, por la fuerza para perdonar (que bastante falta nos hace a todos.. siempre digo que estamos convencidos que somos la planta nuclear del perdón y resulta que más de una vez, mascullamos, chismeamos, queremos brillar así sea con luz prestada y nos reflejamos tan perfectos que se nos olvidan nuestros errores personales...y me incluyo.. eso de hablar en tercera persona, no me va a mi, tal vez a Gandhi...)

Este año he agregado algo a mis peticiones... y quise traerlo al blog porque quisiera de corazón que se refleje en cada uno de nosotros. He pedido que el hambre del alma se sacie a bien.

Nuestra alma siempre está hambrienta de algo: Aceptación, cariño, riquezas materiales y espirituales, sexo, lo que sea. No hay un día que no estemos pensando en "eso" que queremos y que no tenemos. Si logramos una cosa, queremos otra. Hambre espiritual que se disfraza de hambre material. Y hambre material que se refleja con la necesidad de sobresalir. Todo un círculo vicioso. Y yo que también siento hambre, quiero saciarla no con cosas o personas sino con ese punto interno que necesita surgir. ¿Crecimiento? Posiblemente.

Me tomé el tiempo necesario para pedir por mi y por la gente a quien quiero pero también por esas personas que poco o nada conozco pero que cruzan mi vía. Porque comprendo que su hambre y el mío, son carencias. Y mi deseo es que la carencia que cada uno de nosotros sienta, en el ámbito que sea, se sacie no con el capricho sino con la aceptación, el crecimiento y el buen sentimiento.

Me tomé el tiempo para pedir que el alma se nos caliente y se haga valiente. Para que nos atrevamos. Porque hay tanto aún por vivir, que vale la pena continuar...

FELIZ NAVIDAD Y SIN HAMBRE... para ti que me lees, para mi que te (y me) escribo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola!! Deja tu comentario pero recuerda, se respetuoso ya que esta página es visitada por público de todas las edades!!!