domingo, 11 de septiembre de 2011

¿Quieres un sapo, o un Príncipe?

Estaba una princesa queriendo enamorarse, así que habiendo leído muuuuchos cuentos de príncipes azules, decidió ir a buscar uno...

SapoCaminó hasta llegar a un charquito en medio de muchas flores y plantas, comenzó a afinar el oído y de repente, como por arte de magia JUAZZZZ salió un sapo !!! La princesa, que ya se había leído el método para transformar sapos en príncipes,  agarró al sapo con delicadeza y YUUUUUMMMPPP le plantó el beso !!!... Observó y ohhhh adivina qué pasó???? N-A-D-A !!! El sapo seguía siendo sapo !!!!

Sapo Entonces la princesa se fue triste y decepcionada a revisar de nuevo la literatura. Algo habría hecho mal ella que no pudo transformar al sapo en el príncipe de sus sueños. preguntó a las miles de hadas a su alrededor y concluyó que su beso no era lo suficientemente apasionado y que el charco no era una buena opción, por lo que volvió al campo, vio el charco, siguió de largo y llegó a un laguito muy "cute", luego esperó hasta que apareció un sapito con potencial, lo tomó apasionadamente entre sus brazos y CHUUUUUUUMMMPPPPP le dio el beso más apasionado del mundo !!!! Todos los animalitos alrededor veían asombrados la escena y esperaban con ella el milagroso cambio.... dump dump sonaban los corazoncitos de todos.... SORPRESAAAAAA... noooooo... el sapo seguía siendo sapo !!!!

Sapo La princesa estaba triste y enojada a la vez, ¿qué fallaba??? leyó, buscó, preguntó y al fin encontró la respuesta: Su beso tenía que tener amor !!!! un beso sin interés, sin expectativa, simplemente un beso del corazón. Entonces la princesa retomó el ánimo, salió en busca de un lago hermoso y rodeado de buenas vibras que la inspirasen, conoció a un sapito que en verdad le inspirase cariño y respeto, se dio el tiempo para conocerle no un día sino varios hasta que por fin sintió que en su corazón palpitaba el sentimiento. Entonces y de mutuo acuerdo con el sapito, ella lo besó con tooodo el cariño del mundo.... pum pum corazoncito latiendo, la respiración contenida, los ojos cerrados, la emoción brillando y abrió los ojos y TA TA TA TAAAAAAA.... el sapito... el sapito ...el sapito seguía siendo sapito !!!!!

Princesas La princesa se sintió frustrada, se fue a su casa, botó todos los libros sobre sapos convertidos en príncipes, le dijo a las hadas que no creía más en cuentos de hadas, se lavó la boca con cloro, se quitó su vestido vaporoso y se puso su ropa de cuero, se pintó y se puso bien linda y se fue al centro del reino y vio a su alrededor para analizar qué era lo que hacían las princesas que si habían conseguido su príncipe azul... Les preguntó y OHH sorpresa, una princesa le dijo: "Lo que sucede querida, es que si besas sapos, éstos siguen siendo sapos. Los sapos no cambian. Pueden ser encantadores o repugnantes, pero siguen siendo sapos y eso, no va a cambiar. Tú no estás para cambiar a los demás, cada quien es como es y uno tiene que saber qué desea encontrar y buscarlo con constancia...,

Moraleja: Si besas sapos, tienes sapos. Si quieres un Príncipe, tienes que besar Príncipes!!!!

Princesa no besa sapos !!!

2 comentarios:

  1. a ver si esta vez me deja comentarte que ya lo he intentado tres veces jajaja
    me ha gusta la moraleja del cuento y la historia que has escrito para esconderla, tienes razón hay que aceptar a la gente como es, no intentar cambiarlo, es lo que hace a cada persona especial
    un beso te sigo

    no me deja publicar el comentario con mi cuenta del blog soy antares probaré como anonimo

    ResponderEliminar
  2. Saludos, respondiendo duda de ANTARES del 14 de septiembre de 2011 10:21 sobre "Quieres un sapo o un Príncipe": Ante todo gracias por participar, disculpa la tardanza en la respuesta. Que bueno leerte de nuevo ANtares, gracias !!! Siempre eres bienvenida en elblog y si, es cierto, es que hay que aprender a ser selectivos eh??

    ABRAZOS

    ResponderEliminar

Hola!! Deja tu comentario pero recuerda, se respetuoso ya que esta página es visitada por público de todas las edades!!!