sábado, 18 de abril de 2009

Cuestión de conciencia…

Hola, les paso esto como para que recordemos que el SIDA, si da!!! Obviamente lo ideal es la fidelidad y la pureza pero seamos realistas, hasta una persona fiel está expuesta si su pareja no lo es... ¿A cuántas personas les decimos a diario que el SIDA existe y mata?.. ¿y cuántas toman conciencia?... PRESERVATIVO, lastimosamente esa palabra es en gran parte, la única medida de precaución, porque para bien o para mal, nuestra salud no podemos dejarla en la conciencia de nuestras parejas, sean esposos, novios u otros... La conciencia debe ser de cada uno de nosotros:

1.- Evitar relaciones sin previo examen médico. Si no te da pena tener sexo ¿te va a dar pena pedir el examen que puede salvar tu vida???
2.- Usar preservativos Si no te da pena tener sexo ¿te va a dar pena pedir el uso de un condón que puede salvar tu vida???
3.- Evitar promiscuidad (llámese diversión, cacho o afines) y si lo va s a hacer, pues USA EL CONDÓN!!!

Nadie, absolutamente nadie está 100% protegido pero al menos todos podemos disminuir nuestra cuota de riesgo siendo conscientes de nuestro rol, de nuestro cuerpo, de nuestra sexualidad y sobre todo, de nuestra capacidad preventiva.

USA EL CONDÓN!!!!  no vale la pena perder la vida por nadie!!! Y exige la verdadera prueba de amor: HACERSE EL EXAMEN DE DESPISTAJE DEL SIDA, ese, es el mejor regalo del mundo!!!!

 NadjaBenaissaCollage

Aquí les dejo el artículo. Cabe decir que Nadja Benaissa, cantante alemana de la banda No Angels, tiene 26 años!!! Vean sus fotos, se ve muy bonita, sexy y saludable… el único detalle, es que tiene SIDA y lo ha contagiado a otros…
Besos
Medianoche 2009


http://new.e1.music.yahoo.com/blogs/gabriel_posada/3368/ningunos-ngeles/

Blogs de Música
RSS Email IM Bookmark

Blogs de Música > Gabriel Posada al Extremo > Ningunos Ángeles
Ningunos Ángeles
Escrito mar 14 abr 2009 3:24PM EDT por Aline Cerdán [Especial, México] en Gabriel Posada al Extremo

Y la moraleja es…

Hace algunos años, el virus de VIH/SIDA se convirtió en el factor clave de muchos mitos urbanos. Existían rumores sobre personas que deambulaban por fiestas con jeringas infectadas y cadenas interminables de correos que invadían nuestras bandejas de entrada con miles de advertencias y consejos para evitar ser víctima de estos seres malignos.

Eventualmente alguien nos informó a todos que además de ser una mentira, era científicamente improbable y, como ocurre con tantos otros mitos, la euforia pasó y dejamos de temer ese pinchazo letal a media cuba.

no_angels-maybe_sDe todas las historias que circularon en esos momentos, existía una particularmente atroz. Había varias versiones, pero la idea general es que un hombre/mujer despertaba de una noche pasional para encontrar un dramático mensaje escrito en el espejo del baño, informándole que ahora formaba parte del club del VIH. Sí, sonaba un poco a novela, pero a muchos nos dejó muy claro que no importa cuánto deseamos creer que somos criaturas de bien, la mejor opción es mantener la esperanza con una pizca de desconfianza.

Entre las noticias de lo que pasa en el mundo de la música el día de hoy, flotan varias notas sobre el arresto de Nadja Benaissa, cantante de la banda de chicas más famosa en Alemania. La historia es un poco como aquel mito hecho realidad, ya que decidió ignorar las precauciones que le corresponden como portadora del virus de inmunodeficiencia humana. Tres veces. Con tres tipos distintos. Olvidando mencionar, en un desplante de egoísmo o apatía (no sé cuál es peor), que era portadora de un virus que mata aproximadamente tres millones de personas cada año.  De ser declarada culpable podría pasar de seis meses a diez años en prisión.

Mientras la posible carencia de fibra moral en la alemana de origen marroquí es escabrosa, lo que más me impacta es la falta de conciencia que empapa todo este asunto. Si un virus incurable que desmantela el sistema inmune y convierte un catarro en una enfermedad letal no es suficiente para que aprendamos a usar un condón, de verdad no somos tan inteligentes como a algunos les gustaría creer.

No hay comentarios: